Ayer culminó con la premiación la versión XXXIV de la Olimpiada Iberoamericana de las Matemáticas, torneo donde también participó nuestro país. El certamen se realizó en la ciudad de Guanajuato, México, con la participación de 89 jóvenes, provenientes de 23 países iberoamericanos.

El primer lugar se lo lleva Perú con una destaca participación al conseguir cuatro medallas de oro, en segundo lugar, quedó Brasil, con tres medallas de oro y una de plata. Cabe destacar que en ambos países las olimpiadas de matemáticas son un programa educativo federal, lo cual implica que el Estado apoya para que cien por ciento de la población estudiantil tenga acceso a concursos selectivos y entrenamientos. En caso de nuestro país existen destacadas iniciativas de parte de las universidades, tales como CMAT y el Torneo Nacional de Matemáticas. También destaca la iniciativa de la PUC con TRM, si bien no es un torneo, su objetivo es  entrega importante herramientas a los estudiantes de 2° y 3° medio que estén interesados en desarrollar sus habilidades matemáticas más allá de los contenidos curriculares del MINEDUC.

El objetivo de esta competencia internacional que organizan desde hace más de tres décadas las naciones iberoamericanas, es “incentivar el estudio de las matemáticas y la excelencia académica en nuestra comunidad universitaria iberoamericana, mejorando las capacidades científicas a través de la motivación y de la competitividad internacional, aportando así al desarrollo social, cultural y económico de nuestros países”, señalan los organizadores, en su mayoría matemáticos adscritos a universidades y centros de investigación.

Sobre todo, añaden, se busca “la creación del marco adecuado para el intercambio de experiencias entre quienes en ella participan, pues los jóvenes matemáticos establecen estrechas, duraderas y fructíferas relaciones de amistad”.

Atte. Patricio Figueroa